La Ruta del Modernismo en Betanzos

Si ya conoces las rutas modernistas de Ferrol, A Coruña y Vigo, hoy te proponemos que recorras la de Betanzos, la Ciudad de los Caballeros.


Si ya conoces los edificios modernistas de las principales ciudades gallegas que cuentan con arquitectura de este estilo en abundancia, como la ruta en Ferrol, en A Coruña o en Vigo, todavía te falta un destino para completar tu viaje: la Ciudad de los Caballeros.

Y es que esta localidad en la provincia de A Coruña, además de su patrimonio medieval, también puede presumir de su pasado modernista. Hoy te proponemos recorrer la Ruta del Modernismo en Betanzos, con sus paradas más representativas.

Praza Irmáns García Naveira

El color volvió a la plaza de García Hermanos con la feria de Betanzos
El color volvió a la plaza de García Hermanos con la feria de Betanzos

Comenzamos la ruta en uno de los puntos neurálgicos de Betanzos: la Praza Irmáns García Naveira, en pleno casco histórico de la localidad, catalogado como Conjunto Histórico Artístico en el año 1970. En la plaza se alza la fuente de Diana Cazadora, la primera parada modernista de este itinerario. Se trata de una fuente de bronce de la segunda mitad del siglo XIX que reproduce la de Diana de Versalles, con su pilón diagonal, un par de sirenas y varios caños. De hecho, se fabricó en París (Francia), en los talleres de la fundición de Ducel e Hijos. Próxima a la fuente, también se encuentra la estatua con los hermanos Naveira y, a menos de 20 metros, el Palco de la Música, que sustituyó a uno anterior. El palco fue obra del arquitecto Rafael González Villar.

A un par de minutos a pie, se localiza el Cantón Pequeño o Cantón de San Roque, donde se alzan otros de los elementos modernistas de la villa: las farolas y los bancos, construidos en el año 1928 con diseño de González Villar, ya que varios proyectos de este estilo arquitectónico en la ciudad llevan su firma.

Casa Pita

La siguiente parada en la ruta nos conduce hasta el número 3 de la calle Valdoncel, en la que se encuentra la Casa Pita, levantada en el año 1906 y obra del arquitecto Matías Witz. Está catalogada como Edificio Singular, al igual que las principales construcciones modernistas de Betanzos. Por su parte, el antiguo Hotel Comercio, situado en la Rúa Nova, era uno de los edificios más destacados de la villa. Fue obra de Francisco Vázquez, que lo diseñó a finales del siglo XIX.

Casa Núñez

Miguel Branco CC BY-SA 4.0

Si continúas por la Rúa Lanzós, además de contemplar el Pazo de Bendaña, la iglesia de Santiago y la Torre Municipal, llegarás hasta la Casa Núñez, en la Rúa Castro. Este edificio destaca entre el resto de casas particulares de la época que todavía se conservan en Betanzos. Se trata de una de las más hermosas de la villa. Albergó la primera sede de la banca y casa comercial de Betanzos, y destacan los elementos decorativos de su fachada. 

Casa do Pobo

A 150 metros de la Casa Núñez, en el número 15 de la calle Travesa, puedes ver la Casa do Pobo, del año 1918 y con diseño de González Villar. Fue construida a petición de los benefactores de la villa: los hermanos García Naveira. Y en ella sobresalen sus columnas corintias y su balaustrada.

Escuelas modernistas

Miguel Branco CC BY-SA 4.0

Nos desplazamos hasta otra zona del casco histórico, la Praza de O Mestre Dapena, donde se encuentra el edificio de Escuelas García Hermanos, que se construyó en 1914 en estilo modernista y con elementos ecléctico-historicistas. Su finalidad era servir como centro de enseñanza para jóvenes, así como para proporcionar asilo y alimentos a los más ancianos.

En la Rúa dos Cabildos también se encuentran las Escuelas de San Francisco, también denominadas Escolas García Naveiras, que se levantaron unos años después de las mencionadas anteriormente, en este caso, en 1917, también con proyecto de González Villar. Destacan los elementos en estilo barroco gallego y arcos con reminiscencias de arte islámico, sin olvidar sus líneas modernistas.

Ambas construcciones están catalogadas como Edificio Singular.

Parque de O Pasatempo

Otros puntos de interés en la ruta son el edificio del antiguo matadero municipal, de 1910, con proyecto de Juan Álvarez de Mendoza y el antiguo lavadero, construido en 1902. Este también fue levantado a petición de los hermanos García Naveira y lo encontrarás en la orilla izquierda del río Mendo. Es conocido como el lavadero de Las Cascas. Pero sin duda la mejor forma de terminar la ruta es acercarse hasta el Parque de O Pasatempo, el primer parque temático de Europa.

Votación
0 votos
Comentarios

La Ruta del Modernismo en Betanzos