Cuando pensamos en desiertos, a nuestra mente acuden raudas y veloces imágenes del Sáhara o del Gobi, siempre lejos del territorio europeo. Sin embargo, en Europa también existen esas zonas desérticas en las que las precipitaciones son escasas.

Además de España, que cuenta con varias extensiones que han enamorado a los cineastas hollywoodenses, el resto de Europa esconde también alguna. Descubrimos ocho desiertos europeos en los que puedes vivir auténticas aventuras sin necesidad de salir del Viejo Continente.

1Desierto de Accona

Fuente: Wikimedia/louis-garden CC BY-SA 2.5,

En la provincia de Siena, en Italia, en plena Toscana, se localiza el desierto de Accona, en una zona en la que es posible realizar cultivos gracias al riego intensivo de los ríos que la rodean. En su frontera sur, se levantó durante la Edad Media la Abadía del Monte Oliveto Maggiore.

Anterior
Compartir
Artículo anteriorDoce castillos gallegos que no debes perderte
Artículo siguienteDiez joyas imprescindibles del antiguo Imperio persa
Escritora y redactora gallega. Autora de los libros Las nueve piedras y El Libro del Único Camino, así como de numerosos relatos en revistas de género, colabora asiduamente con sus artículos y columnas de opinión en diversos medios digitales. Con la pasión y la curiosidad que la caracterizan, descubre el mundo a través de su historia, su cultura, sus lugares y sus gentes para difundir y compartir todo tipo de sensaciones y hallazgos. Porque todo viaje comienza con un solo paso.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here