Qué ver en Astorga

Te ofrecemos una pequeña guía por si te acercas a visitar Astorga, una de las ciudades de Castilla y León a la que siempre vale la pena regresar.

pululante CC BY 2.0

Muy cerca de Galicia, la ciudad de Astorga, capital de la Maragatería, es uno de los lugares perfectos para ir a pasar un día o disfrutar de un fin de semana. Esta localidad de menos de 12.000 habitantes, por la que pasa el Camino de Santiago, ofrece la belleza de su centro histórico con el bullicio y la hospitalidad de sus gentes.

Esta es una pequeña guía sobre qué ver en Astorga si te acercas a visitarla, una de las ciudades de Castilla y León a la que siempre vale la pena regresar.

Plaza Mayor

malditofriki CC BY 2.0

Podemos acercarnos a Astorga y acceder por el conocido como Arco del Postigo (Plaza San Roque), que era uno de los cinco accesos históricos de la ciudad, por el que entraban los arrieros y las postas reales.   

A unos 400 metros se encuentra la Plaza Mayor, en el mismo lugar en el se asentaba el antiguo foro romano de Astorga y donde cada martes tiene lugar el tradicional mercado de la ciudad, que se lleva celebrando desde la Edad Media, además de ser el centro neurálgico de otros eventos y actividades culturales.

En uno de sus laterales se encuentra el ayuntamiento, un edificio del siglo XVII con una imponente fachada en la que destacan el escudo real y los maragatos Juan Zancuda y Colasa, dos figuras autómatas que cada hora golpean la campana del reloj.

Museo romano

Museo romano
Caligatus CC BY-SA 4.0

A un minuto a pie del ayuntamiento, no puedes dejar de visitar el Museo romano La Ergástula (Plaza de San Bartolomé, 2). En él podrás contemplar desde lápidas funerarias de soldados, esclavos y libertos, hasta pinturas pompeyanas, monedas romanas y joyas de ajuar. Es posible adquirir pases combinados para el museo romano y la ruta romana, una visita guiada por la ciudad en la que descubrirás la historia y los vestigios de aquella época.

A  39 metros puedes visitar la Iglesia de San Bartolomé, un templo románico que sufrió diversas modificaciones posteriores. En el interior destaca su retablo mayor, así como las imágenes que alberga de la Hermandad de los Caballeros del Silencio.

Palacio Episcopal

pululante CC BY 2.0

Nos dirigimos ahora al lugar más conocido de la ciudad y, sin duda, uno de los más bellos. Se trata del parque del Melgar, desde donde puedes contemplar la muralla romana y el Palacio Episcopal de Gaudí. 

Los orígenes de la muralla romana de Astorga se remontan al siglo III d. C., y uno de los mejores lugares para conocerla y fotografiarla es el parque Melgar. Por su parte, el Palacio Episcopal (Plaza Eduardo de Castro, s/n) que se alza intramuros fue mandado construir por el Obispo Juan Bautista Grau Vallespinós, que se lo encargó a su amigo el arquitecto Antonio Gaudí, quien empezó las obras en 1889. Cuando el obispo falleció, Gaudí dejó de trabajar en el palacio, por lo que lo concluyó Ricardo García Guereta. Desde 1963, acoge el Museo de los Caminos, donde se exponen desde piezas prehistóricas hasta arte religioso de diversas épocas. 

Catedral de Santa María

David Poblador i Garcia CC BY-SA 2.0
 

A muy pocos pasos del Palacio de Gaudí, la Catedral de Santa María de Astorga (Plaza de la Catedral, s/n) se eleva con sus impresionantes fachadas renacentista y barroca. En su interior es posible visitar el claustro y el Museo Catedralicio, inaugurado en 1954, con interesantes piezas de orfebrería religiosa, pinturas, vestimentas y ornamentos litúrgicos.

Muy cerca de ella, comunicada con la capilla de San Esteban a través de una puerta, se encuentra otro de los puntos de interés de Astorga: la Celda de las Emparedadas (C/ Santa Marta s/n), donde se recluían las mujeres de forma individual y se tapiaba la puerta de acceso. 

Museo del Chocolate

Museo del Chocolate
Rubén Ojeda CC BY-SA 3.0 ES

Si hay un centro museístico bien dulce que no te puedes perder en esta localidad de Castilla y León es el Museo del Chocolate (Avenida de la Estación, 16), ya que Astorga fue uno de los principales productores entre los siglos XVIII y XX. En sus salas podrás contemplar un antigua tienda de chocolate, disfrutar de una zona de degustación y descubrir las exposiciones de cartelería, etiquetas y todo el proceso de elaboración del chocolate, tanto de forma artesanal como mecanizada. Las instalaciones se encuentran en un palacete, conocido como Casa Don Paulino, que sirvió de residencia, fábrica y almacén al chocolatero Magín Rubio.

Pero este no es el único punto dedicado al cacao en la ciudad, ya que también puedes visitar el Centro de interpretación del chocolate (C/ Padres Redentoristas, 16), donde se muestra la colección personal del fabricante de chocolates Alfredo Cabeza.

Capilla de la Vera Cruz

Rubén Ojeda CC BY-SA 3.0 ES

En la calle Padres Redentoristas también se encuentra el Convento de los Padres Misioneros Redentoristas, con el edificio gótico anexo de San Francisco y la capilla de la Vera Cruz, donde se guardan los pasos de la Semana Santa, como el Cristo atado a la columna, el Cristo crucificado y el Cristo yacente. En las promixidades se localiza la iglesia de San Bartolomé y el museo romano. 

403 Forbidden

Forbidden

You don't have permission to access /votacion/pixel_votos_responsive.php on this server.


Apache/2.2.22 (Debian) Server at viajes.lavozdegalicia.es Port 80
Comentarios

Qué ver en Astorga