Antiguas civilizaciones, pueblos abandonados y descubiertos por los exploradores durante el siglo XIX, estatuas colosales y leyendas locales que albergan distintas creencias cuentan con un patrimonio histórico y arquitectónico que asombra al viajero que encamina sus pasos al continente asiático.

En medio de todo ello destacan los templos erigidos para venerar a los dioses. Su majestuosidad, su localización, la historia que ocultan sus piedras y la devoción de aquellos que todavía van a honrarlos convierten a estos sitios de culto en destinos increíbles para escapar a Asia. Descubre con nosotros los más fascinantes.

1Angkor

Fuente: Pixabay

De todos los templos antiguos de Asia, los más famosos son, sin duda, los de Angkor (Camboya). Este lugar que ocupa unos 400 kilómetros cuadrados, abandonado en el siglo XV, conforma una de las construcciones religiosas más grandes del planeta. Destacan en él el templo Angkor Vat y el del Bayon, en Angkor Thom.

Con el tiempo, la selva recuperó un terreno que era suyo, hasta que un día, en pleno siglo XIX, el francés Henri Mouhot lo descubrió y lo dio a conocer al mundo. En 1995 fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Anterior
Compartir
Artículo anteriorDoce lugares imprescindibles para conocer San Francisco
Artículo siguienteDoce maravillosos laberintos en los que perderse
Escritora y redactora gallega. Autora de los libros Las nueve piedras y El Libro del Único Camino, así como de numerosos relatos en revistas de género, colabora asiduamente con sus artículos y columnas de opinión en diversos medios digitales. Con la pasión y la curiosidad que la caracterizan, descubre el mundo a través de su historia, su cultura, sus lugares y sus gentes para difundir y compartir todo tipo de sensaciones y hallazgos. Porque todo viaje comienza con un solo paso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here