Las tradiciones de Año Nuevo más curiosas del mundo

Hoy repasamos las tradiciones de Año Nuevo más peculiares del mundo por si te animas a llamar a la suerte con alguna de ellas

Thue

En todos los hogares españoles las 12 uvas de la suerte durante la Nochevieja no pueden faltar, así como el deseo que debemos pedir y esperar que se cumpla. Sin duda, en España, esta es la tradición más característica para dejar atrás 365 días y comenzar un nuevo calendario.

Pero en otros países también cuentan con sus propias costumbres respecto a esta jornada tan especial, más allá de la típica ropa interior roja y de las lentejas de la suerte que se comen en Italia. Hoy repasamos las tradiciones de Año Nuevo más curiosas del mundo por si te animas a probar alguna de ellas.

1 Dinamarca

Thue

Los daneses tienen un par de costumbres curiosas. Y es que en Dinamarca, a medianoche, mientras aquí tomamos las uvas en Fin de Año y brindamos, saltan desde una silla, justo con la primera campanada que da el reloj del ayuntamiento de la capital: Copenhague.

La segunda de sus tradiciones de Nochevieja no es del agrado de todo el mundo, y es que después de cenar se rompen los platos. Más escandalosa era esta costumbre en la antigüedad, cuando la vajilla se lanzaba contra las puertas de las casas de los seres queridos.

2 Irlanda

Los irlandeses tienen un ritual con la llegada del Año Nuevo para asegurarse de que la suerte entre en las casas ese día: no cierran las puertas en toda la jornada, lo que también permite a los difuntos acceder sin encontrar obstáculos para pasar esa fecha tan especial con su familia. Aunque si hay algo curioso es la costumbre de lanzar trozos de pan contra la pared. Se supone que así se ahuyenta a la mala suerte.

Además, para atraer a la fortuna es necesario que la primera persona que se marche de la casa el día 1 de enero sea un hombre moreno y alto. Por el contrario, si la última en irse es una niña pelirroja, la desgracia caerá sobre ese hogar.

3 Rusia

????? CC BY-SA 3.0

Los niños rusos adoran el día de Año Nuevo de igual modo que los españoles adoran a los Reyes Magos. Y es que en Rusia, cada 1 de enero, acude el Ded Moroz o Abuelo de Hielo, una versión de Santa Claus, con capa y gorros rojos y guantes blancos, que porta en su saco regalos y dulces para aquellos que hayan sido buenos. El Abuelo de Hielo siempre va con su nieta Snegurochka.

4 Brasil

La Navidad se celebra en Brasil durante el verano, así que la gente termina en la playa y va a saltar las típicas siete olas. Lo tradicional es que la gente vista de blanco, como símbolo de la pureza y la felicidad. Pero lo más curioso son las mujeres que te puedes encontrar en playas como la de Copacabana, donde realizan rituales en los que encienden velas y llenan de flores barquitos de papel para echarlos al mar, en honor a la diosa Yemanjá.

5 Filipinas

En Filipinas los círculos son los reyes del Año Nuevo. Y es que dice la tradición de este país que las formas redondas llaman a la buena suerte, por ello tienen presencia en todas partes.

Para empezar, las mujeres se visten con ropa de lunares como si estuvieran en la Feria de Abril; las frutas que se ponen en la mesa han de ser redondas; y es conveniente llevar monedas en el bolsillo. Todo ello para que el Año Nuevo también salga redondo.

6 China

En China también celebran el Año Nuevo, aunque no coincida exactamente con el 1 de enero, ya que el calendario chino fija su inicio en la primera noche de luna llena del año. Sea como fuere, y así como hacen los irlandeses con las puertas, los chinos abren todas las ventanas antes de las 00:00 horas para que la suerte entre en el hogar sin dificultad.

Además, una de las tradiciones más curiosas la protagonizan las mujeres, quienes lanzan al mar durante la Nochevieja una mandarina, pues se cree que así encontrarán a su pareja perfecta.

403 Forbidden

Forbidden

You don't have permission to access /votacion/pixel_votos_responsive.php on this server.


Apache/2.2.22 (Debian) Server at viajes.lavozdegalicia.es Port 80
Comentarios

Las tradiciones de Año Nuevo más curiosas del mundo