La ley de Murphy también funciona en el extranjero y si algo puede salir mal…a veces, sale mal. Por eso existen seguros de viaje especializados, como los de Mondo que se encargan de proteger al viajero ante cualquier problema. Hoy repasamos las cinco situaciones más comunes con los que se encuentran los viajeros y contra los que conviene estar protegido.

Enfermedad

Enfermedad
Enfermedad

Probar la comida local en aquel puesto callejero ayer por la noche parecía buena idea, sin embargo, tus carreras entre la cama y el baño de esta mañana no dicen lo mismo. Pequeños periodos de fiebre, resfriados o problemas estomacales son muy comunes cuando se visita el extranjero. Conviene contar con un seguro que se haga cargo de tus gastos médicos y de farmacia.

Accidente

Accidente
Accidente

Viajar a un país donde no te pertenece sanidad pública sin un seguro que cubra tus gastos médicos es como jugarte tus ahorros en un casino.

En países como Cuba, EEUU o Japón, una caída que implique una visita al hospital y la necesidad de alguna prueba médica, te resultará más caro que el viaje en sí mismo si no cuentas con un buen seguro. Para que te hagas una idea, una noche de hospitalización en Nueva York puede rondar los 6.000€, una consulta médica los 500€ y una intervención por la fractura de un hueso puede irse a los 18.000€.

Pérdida o demora de equipajes

Perdida de Maletas
Perdida de Maletas

Un clásico: aterrizas en tu destino, esperas por tu maleta en la cinta pero allí no está. Preguntas por ella y resulta que ha habido un error y tu maleta está al otro lado del mundo. Tener por delante 15 días y un solo par de calcetines nunca es agradable. Puedes reclamar a la aerolínea y acabar consiguiendo que te den algo del dinero que has tenido que gastar en comprar ropa nueva, pero es mucho mejor contar con un seguro que cubra esos gastos al momento y que se encargue de las reclamaciones a la aerolínea mientras tú continúas tu viaje.

Robo

Robo
Robo

Cuando estamos en otro país se nos ve cara de pollinos y somos una tentación para los manguis. Ahí estás tú, intentando hacerte un selfie entre un montón de turistas delante del monumento de turno y, cuando te das cuenta, te han robado la cartera. Toca buscar a un policía, entenderse con él, cursar una denuncia e ir mentalizándote que no vas a volver a ver esa documentación. Por no hablar del dinero perdido y del engorro de cancelar las tarjetas para evitar pagos fraudulentos con ellas. Este es uno de esos momentos en los que te alegrarás de contar con un seguro que corra con tus gastos.

Anulación

Foto: Pixabay
Foto: Pixabay

Solo se encuentran viajes económicos si se reservan con tiempo. Pero la vida da muchas vueltas y puede cambiar desde que compras el vuelo hasta el momento de viajar. Puede que en ese tiempo el majo de tu jefe te haya cambiado las vacaciones, o que se te haya puesto mala la abuela o, ahora que tenemos 25 elecciones al año, podría tocarte estar de vocal en una mesa electoral. Contar con un seguro de anulación de viajes te garantiza que recuperarás el dinero que has invertido para tus vacaciones en caso de que no puedas disfrutarlas.

Este post ha sido patrocinado por una marca comercial 

Compartir
Artículo anteriorLas ciudades más coloridas del mundo
Artículo siguienteTrucos para no estropear tus próximas vacaciones

Algún día me gustaría viajar a la luna, mientras tanto disfruto conociendo todos los rincones de nuestro planeta.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here