En Irán, hace miles de años, se desarrolló el Imperio persa, cuyas fronteras llegaron a expandirse desde el norte de África hasta Asia, desde el mar Mediterráneo hasta el océano Índico.

Repasamos algunos de los tesoros que todavía se conservan y se pueden visitar de una época en la que se sucedieron las dinastías aqueménida, parta y sasánida; muchos de los cuales han sido declarados Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Estas son diez joyas imprescindibles del antiguo Imperio Persa.

1Persépolis

Fuente: Wikimedia/By Omid Izanloo CC BY-SA 4.0

Persépolis fue una de las ciudades más importantes del imperio, ya que fue una de las capitales de los Aqueménidas, durante el primer Imperio persa. Declarada Patrimonio de la Humanidad en 1979, y situada a unos 60 kilómetros de Shiraz, capital de la provincia de Fars, Persépolis fue fundada por Darío I El Grande, en el año 518 a. C.

Es posible visitar los restos del antiguo conjunto palacial de Darío I, subir sus escalinatas, contemplar los bajorrelieves, las esculturas y descubrir las columnas que quedan en pie de la Apadana, antigua sala de audiencias.

Anterior
Compartir
Artículo anteriorOcho desiertos europeos
Artículo siguienteOcho curiosidades sobre el té
Escritora y redactora gallega. Autora de los libros Las nueve piedras y El Libro del Único Camino, así como de numerosos relatos en revistas de género, colabora asiduamente con sus artículos y columnas de opinión en diversos medios digitales. Con la pasión y la curiosidad que la caracterizan, descubre el mundo a través de su historia, su cultura, sus lugares y sus gentes para difundir y compartir todo tipo de sensaciones y hallazgos. Porque todo viaje comienza con un solo paso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.